La Semana Liberal (23-sep-2010)

Sobre economía (y la crisis)

Produciendo “lo que sea” – Juan Ramón Rallo

Crítica a la repetida idea keynesiana de que para salir de la crisis hay que gastar en producir sin importar mucho en que se produzca. En esta línea de pensamiento se han producido todas las ayudas económicas de los Estados en base a darle a la “máquina de imprimir billetes” generando montañas de deuda que habrá que devolver en algún momento… si se puede.

Es la misma idea que ilustró los famosos planes E de Zapatero y que se puede enunciar como que se genera riqueza pagando a alguien por cavar una zanja y a otro para taparla a continuación. Claramente un absurdo.

Es más, parece que ahora mismo la FED estadounidense está pensando en añadir más billetes a la ingente deuda de los EE.UU.

Sobre economía

¿Qué es la especulación? – El Blog Salmón

Una explicación del papel que ejerce el especulador dentro de la economía. Y es que no hay que encasillarse en el tópico del “malvado especulador”. Finalmente es el especulador el que asume los riesgos que otros no quieren correr. Precisamente ese riesgo tiene un precio y es por eso que cuando ganan, que no siempre ganan (sino cualquiera podría hacerlo), sus ganancias son muy altas.

una acción especulativa se entiende como la inversión que se realiza en activos que no garantiza la seguridad de retorno del activo adquirido ni tampoco asegura el beneficio esperado por la inversión realizada.

El punto más importante de la función especulativa dentro de los mercados lo encontramos en el aseguramiento del precio de la producción en el futuro.

En este ejemplo el que el especulador corra con el riesgo permite que el productor cobre lo que ha pedido independientemente de lo que pase más adelante.

los Gobiernos están buscando fórmulas para regular la especulación y los movimientos de capitales, mediante los planteamientos del establecimiento de la Tasa de Tobin o mediante la prohibición de las operaciones en corto (…)
La realidad es que cualquier regulación severa sobre los mercados financieros afectará directamente a la liquidez existente y a los costes reales de financiación de los estados y empresas.

Sobre libertades

Huxley contra Orwell. ¿Quién tenía razón?

Interesante comparativa entre dos de los libros distópicos más famosos de todos los tiempos: “1984” y “Un mundo feliz”

Por ejemplo:

Orwell temía a aquellos que podían prohibir libros. / Huxley temía que no habría ninguna necesidad de censurar ningún libro ya que nadie estará interesado en leerlos.

En mi opinión ambos tenían razón.

La ciudadanía se va adormilando progresivamente hacia lo caricaturizado en la película “Idiocracia” gracias a una falsa sensación de protección proporcionada por el Estado, similar a la descrita en “Un mundo feliz”. Esta actitud se podría resumir en “¿Para qué me voy a preocupar de mi vida? Ya habrá alguien que procure por mi bienestar”.

Pero por otra parte el poder gobernante va paulatinamente implantando las medidas de control descritas en “1984”, en buena parte gracias a la pasividad anterior, y sin atisbo de que se produzca una vuelta atrás.

Sobre historia de la economía

Hayek y el surgimiento del orden libre – Juan Ramón Rallo

Turno para otro de los grandes de la llamada escuela económica austríaca, tan afín al liberalismo ya que defiende la libertad como valor fundamental para la creación de más prosperidad.

La cuestión central en el pensamiento hayekiano que se plantea por primera vez en este seminal artículo es cómo resulta posible que cada individuo se coordine de manera exitosa con el resto de la sociedad sin que nadie esté “al mando” para organizarlos a modo de piezas de un engranaje superior: cómo emergen los órdenes de manera espontánea y no planificada.

Hayek fue el autor de la frase “socialistas de todos los partidos” que hay que entender como “intervencionistas de todos los partidos”. Para Hayek el intervencionismo del Estado en general ocasiona consecuencias negativas y se establece una espiral intervencionista que no cesa de aumentar. Hayek escribió “Camino de servidumbre” donde postulaba que esta espiral finalmente degenera en dictaduras, aunque hay que tener en cuenta que este libro fue escrito en pleno apogeo del comunismo en la extinta U.R.S.S.

En cuanto a la frase en España podemos ver que se cumple perfectamente. Todos los partidos son amigos de intervenir e imponer sus ideas a golpe de decreto, limitando y ahogando por tanto poco a poco la libertad del individuo, y por otra parte reduciendo la prosperidad (ver artículo de Nada Es Gratis en la anterior Semana Liberal).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s